Articulos recientes

Al navegar en nuestro sitio, aceptas el uso de cookies para fines estadísticos.

Noticias

Opinión

Chile en deuda con los tiburones 

Compartir:
Sorprendido por las imágenes mostrando barcos que capturan los tiburones sólo para cortarles las aletas (esta criminal acción es conocida como “finning” o “aleteo”) y con esa sonrisa que viene arrastrando desde que instalado en la CORFO se dedicó a terminar con los trabajadores del carbón, el subsecretario de Pesca de la administración de Lagos, Felipe Sandoval señaló a mitad del 2005 – en el programa el Termómetro de Chilevisión-  que el gobierno estaba trabajando un plan para proteger a estas especies que son capturadas sólo para comercializar sus aletas.

Ha pasado el tiempo, su período en el cargo está llegando a su fin, Lagos cierra su mandato con una situación de crisis en la pesca, y los tiburones siguen siendo capturados de manera indiscriminada y devueltos moribundos al mar sin sus aletas, sólo para satisfacer los paladares asiáticos y la inseguridad sexual de unos pocos, ya que dicho sea de paso, aseguran que se trata de un potente afrodisíaco. ¿Qué nos queda por hacer entonces: seguir confiando en los compromisos o en proyectos que mueren esperando?; ¿seguir viendo cómo la pesca incidental del tiburón extingue a este depredador tope de los océanos, que los mantiene limpios de carroña; o seguir con una costumbre de Chile, no asumir la responsabilidad que significa un cargo de gobierno y dejar que el tiempo todo lo borre?.

Desde el 2004 el investigador de la Universidad Austral, Julio Lamillla desarrolla un proyecto financiado por el Fondo de Investigación Pesquera, el que contiene una serie de propuestas que permitirían reducir o limitar bastante la captura y posterior corte de aleta para hacer de esta una pesca sustentable, y que ya debería haberse puesto en práctica. Aunque ni siquiera se plantea llegar a un “finning cero”, como se logró en Cuba y que otros países de América Latina ya empiezan a trabajar, las propuestas de Lamilla permitirían reducir la captura e iniciar un proceso de reconocimiento y aprendizaje mayor de las distintas especies de tiburones, quimeras y rayas que transitan por nuestras costas.

En este momento se está desarrollando un taller en la costa Pacífico de Sudamérica donde el profesor Lamilla está dando a conocer algunas de sus investigaciones respecto a tiburones, sería una vergüenza que alguno de los países que está visitando aprueben su plan nacional de tiburones antes que Chile teniendo todo el trabajo, las herramientas y el apoyo de la comunidad científica para haberlo terminado. Esperemos que a la fecha de su aprobación no sea demasiado tarde para los tiburones.

La autora es Ingeniero Civil Ambiental y trabaja para Oceana, Oficina para América Latina y Antártica
Compartir:

Artículos Relacionados

Deja una respuesta

Los campos marcados son requeridos *

WordPress Theme built by Shufflehound. piensaChile © Copyright 2021. All rights reserved.