Pampa Irigoin en el tiempo suspendido

Los impulsó la violenta necesidad de tener casa, algo parecido o como se llame. Llegaron a esa determinación sencillamente porque era el único camino, la única alternativa de subir posiblemente un peldaño para alejarse de la violenta pobreza que los abrigaba todos los días. Trabajos esporádicos, salarios miserables que no alcanzaban para la comida de la tarde.

La idea nació en una reunión de gente pobre, abandonados a su suerte en un Chile que por esos años era más pobre que ahora.

La vida en el sur es dura, la lluvia no descansa y cae sin tener apellidos, golpea más violenta a los que no tienen nada. Matrimonios jóvenes con niños, gente mayor se coordinaron para ocupar unos terrenos que por años estaban sin uso. Las tomas de terrenos ya habían sucedido en Chile con resultados favorables en muchos casos y en otros el desalojo. Había que hacer todo rápido y ligero, no daba tiempo para levantar más que los pocos palos que indicaban que en ese lugar habría una casa, o rancha, o mediagua donde viviría una familia pobre.

Estaba entonces Pampa Irigoin en la parte alta de la ciudad de Puerto Montt, abandonada y llena con arbustos de espino, era un buen lugar pensaron los pobladores que lo ocuparían, y con posterioridad seguirían los trámites para poder dar legalidad a la osadía de conquistar lo que la ley niega, eso discutieron.

Chile, el de los años sesenta, golpeado por la desnutrición infantil, millones de analfabetos, el cobre, la principal riqueza básica en manos de empresas norteamericanas y gobernado por el Partido Demócrata Cristiano. Era presidente de Chile Eduardo Frei Montalva y Ministro del Interior Edmundo Pérez Zujovic.

Durante el periodo presidencial PDC 1964-1970, ya habían ocurrido masacres obreras como la sucedida en la ciudad de El Salvador en el norte de país, donde carabineros disparó a mansalva dando muerte obreros y mujeres embarazadas que estaban arropadas con la bandera de la patria.

Pasaron algunos días que fueron ocupados por los pobladores para levantar sus primeros esbozos de casa. Los ocupantes de los terrenos fueron visitados por Carabineros quienes manifestaron que deberían marcar bien los trazados de las futuras calles. No existió palabra agresiva contra las autoridades en esos momentos y siempre estuvo presente el diputado Luís Espinoza.

El gobierno demócrata cristiano por intermedio del Ministro del Interior dio la orden de desalojar a los pobladores que habían ocupado Pampa Irigoin, Así la mañana del 9 de marzo de 1969 alrededor de unos docientos carabineros entran a caballo dando inicio a una violenta golpiza de la que no se escaparon ni hombres, mujeres ni los niños. Los pobladores se defendieron lanzado piedras a la policía quienes al sentirse agredidos, comienzan a disparar contra todo lo que se movía, no importaba nada, había que cumplir la orden que llegó desde el Ministerio de Interior en Santiago a la Intendencia de Puerto Montt.

Una hora duró la masacre.

Carabineros abandonó el lugar y los muertos fueron recogidos por los pobladores, entre ellos un bebé de nueve meses que murió a consecuencia de los gases lacrimógenos. Se creó una Comisión Especial en el Congreso para que investigara todo lo sucedido y las situaciones que provocaron el asesinato de nueve personas y un pequeño. Los trabajos de los parlamentarios cerraron sin encontrar culpables, pero en el cementerio de Puerto Montt están las evidencias del abominable actuar del gobierno de turno en esos años, el Partido Demócrata Cristiano, PDC.

En la actualidad aquella Pampa Irigoin es una población en la que habitan algunos que en ese año de 1969 tuvieron la valentía empujados por la desesperanza y la necesidad, los huérfanos de esos años son hoy padres de familia y en muchos casos abuelos, de esos valientes pobladores que se animaron a colocarle rostro y enfrentar a la miseria.

Pero no todo estaba dicho…

En 1971 un colectivo de izquierda conocido como VOP, tomó la determinación de que el responsable de aquellos asesinatos, Edmundo Pérez ex Ministro de Eduardo Frei pagara la necesaria cuenta por los crímenes que mandó a cometer. Dolor en unos, asombro en otros tantos, y alegría provocó aquella acción que a todas luces era necesario saldar, y así quedó pagada.

Los hermanos Rivera Calderón a quienes se les sindicó como los autores de dicha ejecución fueron muertos en un extraño enfrentamiento con la Policía de Investigaciones en una población de Santiago.

49 años han pasado desde ese domingo de marzo de 1969. Algunos meses después Salvador Allende iniciaba su carrera presidencial que ganaría en septiembre de 1970, y que dedicara a todos los que en él creyeron. Allí estaban pues los de Pampa Irigoin. El diputado Luís Espinoza fue asesinado en un camino del sur cerca de Puerto Montt algunas semanas con posterioridad al Golpe Militar.

Para saber que en ciertas ocasiones la lluvia en el sur no cae en vano, sencillamente llueve.

Artículo publicado en Historia - Memoria y etiquetado , , , , . Puedes guardar el enlace permanente para futuras consultas.

Política de comentarios

  • Por favor, sé breve.
  • Los comentarios no relacionados con el tema del artículo no serán publicados.
  • Si deseas publicar tus textos, por favor envíalos a nuestro correo redaccion@piensachile.com y nos pondremos con contacto contigo.