Articulos recientes

Al navegar en nuestro sitio, aceptas el uso de cookies para fines estadísticos.

Noticias

Denuncia

Carta a la CIDH: En la cárcel de Talca son vulnerados los derechos de cientos de personas 

Compartir:

Distinguido señor  Juan Aníbal Barría,
Embajador – Director
Dirección de Derechos Humanos
Ministerio de Relaciones Exteriores
Santiago
Chile

Excelentísimos señores jueces
Corte Interamericana de Derechos Humanos
Presente

                          Hemos hecho nuestro el problema de atropello a la dignidad de muchas personas que no son atendidas en sus derechos humanos en Talca, ciudad de Chile.  Nos referimos al caso de cientos de personas que hoy son vulneradas en sus derechos en la Cárcel de Talca. Estas personas y sus familiares  se acercaron a nuestra organización para hacer sentir su tragedia. Nosotros somos puente para llegar a ustedes. Les resumiremos lo que en esta cárcel sucede.

Aquí no se respetan los plazos que estipula la ley para enjuiciar a los acusados. Caen personas por faltas que no ameritan la reclusión; casos que como máximo ameritaría una noche de reclusión, son perpetuados por la insensibilidad y falta de respeto de la Corte y Defensoría de Talca.

Casos como el de don Julián Ramírez son emblemáticos. Su hijo está hace más de tres mese preso por conducir sin licencia. Nadie lo ha escuchado; ningún abogado de la defensoría Penal Pública lo ha visitado. Pasan y pasan los días y este ser humano es un ser invisible, como muchos en este penal. Es cierto que hay allí dentro sujetos que han violado y asesinado, pero eso no da pie para que a quien entre allí se le tome como un invisible. Hay jóvenes, ancianos, personas humanas, que reclaman justicia. Que incluso asumen su falta, e incluso quieren ser condenados por esa falta; pero el problema es que se quedan allí dentro abandonados a su suerte, en la más absoluta incertidumbre. Pasan y pasan los meses, el año, los años, y nunca se los llama a comparecer ante ningún tribunal ni ante ningún juez. Allí se les da hora para dos años, y sin certeza de que vayan a ser llevados efectivamente a comparecer ante un juez.

En la ciudad de Talca, Chile, como en todo nuestro país,  todo funciona cuando los ciudadanos controlan. Pero en materia de reos e imputados, nadie se interesa por controlar. La falta de respeto es dramática. Además los familiares que asisten a ver a sus familiares presos, son atendidos como culpables. Afuera de la cárcel de Talca se han dado casos de desmayos de mujeres y ancianos. Es un sol que castiga durante horas a esta gente que espera por lo menos tres o cuatro horas. Además el trato de los gendarmes es prepotente, insensible, autoritario, déspota, cruel. 

Por favor ayúdennos. Ayuden a estos seres humanos.

Les rogamos que tomen nota de esta realidad y que gestionen alguna respuesta.

Recuerden que el señor Julián Ramírez, campesino de 62 años,  tiene a su hijo hace más de tres meses. A éste nunca le han hecho saber cuáles son sus derechos y cuándo será escuchado por un abogado o un juez. Su delito: manejar sin licencia y ser un campesino sin educación ni contactos influyentes.

Muy Atte,

Emilio Saitsabeón
Colaborador del Frente Justiciero Rodrigo Cisternas
Fono 56-9-417 24 74
Chile.

e-mail: frenterrodrigocisternas@gmail.com

NdR: Si no conoce el caso de Julián Ramírez, le recomendamos leer este artículo: Desde hace 4 meses tienen preso a mi hijo por manejar sin licencia de conducir

Compartir:

Artículos Relacionados

Deja una respuesta

Los campos marcados son requeridos *

WordPress Theme built by Shufflehound. piensaChile © Copyright 2021. All rights reserved.