Arriba

México: Paco Ignacio Taibo II fundirá red librera (¡Su pasión nos hace recordar la Quimantú de Allende!)

El propuesto para ser el próximo titular del sello editorial mexicano planteó armar una sola red librera oficial, que esté a cargo de Fritz Glockner

22/11/2018 05:00
Taibo quiere apuntalar una industria editorial pública que tendrá al Fondo de Cultura Económica como el principal impulsor de la lectura. Foto: Eduardo Jiménez

Taibo quiere apuntalar una industria editorial pública que tendrá al Fondo de Cultura Económica como el principal impulsor de la lectura. Foto: Eduardo Jiménez

CIUDAD DE MÉXICO.

La  política pública que Paco Ignacio Taibo II emprenderá como director del Fondo de Cultura Económica (FCE) parece haber quedado definida: por un lado, él se encargará del impulso a la lectura y las tareas propias de la edición sumando a la Dirección General de Publicaciones (DGP) y al Programa Nacional de Lectura de la Secretaría de Cultura, mientras que Fritz Glockner será el encargado de la distribución editorial en el país, sumando al sello estatal las más de 120 librerías que forman parte de la red Educal.

Mientras ayer en el Senado se aprobaba una modificación a la Ley Federal de las Entidades Paraestatales para allanar su llegada al FCE, Taibo estuvo en el Centro de Cultura Digital, donde participó en las mesas de diálogo organizadas por el equipo de transición que se encargará de la cultura en la administración de Andrés Manuel López Obrador. El escritor volvió a ser tajante: “Son tiempos nuevos” y planteó los cambios que emprenderá una vez que tome las riendas de la editorial pública.

De entrada, afirma, existen por lo menos 72 puestos de confianza que deberán presentar su renuncia para dar paso al nuevo equipo, y reiteró que su compromiso será “la democratización de la lectura” y su política estará enfocada en la edición de ejemplares de bajo costo, así como en una primera tirada de un millón de libros que serán obsequiados. El escritor prevé que, para 2019, el FCE podría tener un reajuste en contra de su presupuesto, pero promete “hacer más con menos”.

Taibo planea impulsar una red de librerías asociadas cuya base serán los 121 locales FCE-Educal, pero a la que podrán sumarse librerías de barrio y de instituciones educativas; dijo también que programas como el de coedición, que existió desde la administración de Felipe Calderón, ya no tendrán cabida: “Es absurdo, el Fondo va a absorber esta capacidad para coeditar; lo que tienes que hacer es, todos los días de todo el año, recibir propuestas para coediciones”.

No es, enfatizó, “la coedición en sí misma, es: ‘yo tengo los derechos de autor de este libro que va a estos lectores’, pues van, colaboran y participan. No es: ‘vengo por dinero’, no, no, aquí el problema es ‘vengo a una política que mira primero a los lectores’”.

ES MEXICANO

El camino para que Taibo llegue al timón del FCE se va liberando. El escritor nacido en Gijón se naturalizó mexicano desde hace 36 años. “Creo que fue en el 82. Yo tramité mi primera naturalización en el 70 y me la negaron, tramité la segunda en el 73 y me mandaron a la chingada y no fue sino hasta 1982 que la conseguí; pero bueno, vivo en México y ese dato sí puedo darlo: vivo aquí desde 1959”, señaló.

El primer diagnóstico que Taibo ofreció afirma que, de las 123 librerías Educal que existen en el país, dos están en quiebra total y otras 70 en quiebra inminente; y dijo que Educal conserva en sus bodegas un millón 900 mil libros, mientras que el FCE tiene un millón 300 mil ejemplares en el mismo estado, y deberá darles salida. “No los destruiremos, ¿puede darse ese lujo este país? Será considerado ‘pena capital’ la destrucción de libros, ni siquiera los más feos, como los discursos de Miguel de la Madrid”.

Taibo planea revivir una “colección popularísima” que llevaba por título Cuadernos Mexicanos y que se trataba de folletos ilustrados que podrán venderse entre ocho y 10 pesos; y revivirá el folleto México, historia de un pueblo. “La idea es editar medio centenar de folletos en el primer año”. Y pretende lanzar en edición de bolsillo la colección de historia con que cuenta el FCE y llevar un programa de lectura a las 60 normales rurales del país y decirle a los estudiantes: “si ustedes no leen, ¿cómo van a leer sus alumnos?”.

En tanto, los planes de Taibo para las librerías incluyen quitar las mesas de novedades “con libros españoles que cuestan 400 pesos” y dar paso a saldos. “Quitar a los policías de las entradas” y evitar el robo hormiga colocando una “marca electrónica” al libro; quiere además que cada librería “invada el camellón de enfrente de su domicilio y los sábados lleve a cabo talleres y actividades de fomento; también “hay que crear toda una nueva alianza con la industria editorial para pedir una moratoria de pagos de un año y en ese año cubrir las deudas”.

El 1 de diciembre, asegura, dará a conocer las líneas esenciales de su proyecto, de las librerías y de la política de fomento a la lectura.

—¿Deberán cambiarse los organigramas de las dependencias?, se le pregunta. “Se requiere modificar el organigrama del Fondo, el de la Secretaría de Cultura y el de Educal al Fondo”. Garantiza que ningún trabajador de base perderá su trabajo”.

El escritor afirma que no cerrará ninguna de las librerías que ya existen, que de otras analizará su viabilidad. Y revisará el caso del extranjero. “Iré una por una revisándolas; en el extranjero hay dos cerradas, la de Venezuela y la de Brasil, hay que ver si es posible revivirlas o ya no es posible”.

—¿Abrirá más librerías? “Hay dos o tres que son muy fáciles de abrir, entran en condición de rentabilidad”.

—Y ¿fuera del país? “Hay un par de ideas, pero primero tenemos que limpiar la casa”.

Acusa saqueo de la biblioteca de los pinos

Taibo II afirmó ayer que la biblioteca de la Casa Miguel Alemán de la aún Residencia Oficial de Los Pinos fue “saqueada” y que para colocar algo en sus libreros donó siete cajas de libros a nombre de la Brigada para Leer en Libertad.

Descubrieron que en Los Pinos había faltantes en la biblioteca y la Brigada tenía una selección de libros que ha recibido en donaciones; nosotros se los damos, pero nada más pongan un letrerito que diga:  ‘donados por la Brigada para suplir los libros que se robaron’”. Dijo que se trata de 300 ejemplares que incluyen primeras ediciones y libros “especiales”.

Como parte de los planes del nuevo gobierno de Andrés Manuel López Obrador, el 1 de diciembre Los Pinos será abierto como espacio cultural. Se espera que, ese día, el presidente electo acuda a las 00:00 horas a abrir de manera simbólica las puertas de la residencia, que siete horas después dará acceso a cinco mil personas que, se espera, lleguen a visitarla de manera gratuita.

*Fuente: Excelsior

Artículo publicado en Cultura y etiquetado , , , , , . Puedes guardar el enlace permanente para futuras consultas.

Política de comentarios

  • Por favor, sé breve.
  • Los comentarios no relacionados con el tema del artículo no serán publicados.
  • Si deseas publicar tus textos, por favor envíalos a nuestro correo redaccion@piensachile.com y nos pondremos con contacto contigo.
 
A %d blogueros les gusta esto: