“El pueblo creyente de Chile se siente abandonado por sus pastores”

El padre Felipe Berríos, sj

“El pueblo creyente de Chile se siente abandonado por sus pastores y desilusionado con los casos de abusos sexuales”. Es el juicio del sacerdote Felipe Berríos, quien en una entrevista a El País de España prevé que el tema de la polémica en torno al obispo de Osorno, Juan Barros, “va a ser central” en la próxima visita del Papa Francisco.

El religioso, quien reside en un campamento en Antofagasta, reconoció que la visita del Pontífice ha sido “a mi entender, un poco críptica en cuanto a su organización”.

También aludió a las críticas por el elevado costo de la gira.

“No han sido muy hábiles los organizadores, que no han sociabilizado más la visita. Se ha explicado poco. Pero esta molestia ciudadana se entiende por el ‘cabreamiento’ hacia la jerarquía“, estimó.

“No creo que sea contra el Papa, que puede traer un aire de esperanza para muchos”, añadió.

“Me habría gustado que se hubiesen hecho preguntas a las comunidades de base” al preparar la visita, argumentó.

“Esta es una sociedad mucho más crítica”

Berríos dijo que el Papa llega a un Chile “mucho más democrático, con la gente empoderada” y con un “espíritu libertario”.

“Es una sociedad mucho más crítica que la que le tocó ver a Juan Pablo II”, explicó.

Agregó que a ese escenario se suma que el país “ha dado pasos firmes, sobre todo con las reformas de la Presidenta Michelle Bachelet”. “Por ejemplo, por primera vez consideraron la educación como un derecho”, señaló.

Según Berríos, en Chile “la Iglesia católica está muy alejada de la gente, tremendamente cuestionada y con una jerarquía que no llega a los fieles”.

Agregó que hoy al Papa “le debe sorprender una Iglesia chilena callada, metida para adentro”. “No va a la vanguardia de los cambios de la sociedad chilena”, aseveró.

Sobre el caso del obispo de Osorno, resistido por fieles de esa ciudad debido a sus vínculos con Fernando Karadima, el religioso jesuita consideró que el Papa Francisco “debería hacer un gesto”. “Es un asunto que ha dividido y golpeado a la sociedad chilena. O no hacerlo, porque sería hiriente verlo, por ejemplo, abrazado a Barros”, reconoció.

La respuesta de Berríos a Hasbún

El sacerdote jesuita también contestó a las afirmaciones del padre Raúl Hasbún. El religioso afirmó en una carta que un “Estado tirano” recibiría al Papa. Aludía a la aprobación del aborto por tres causales promovido por la actual administración.

“Hasbún está corrido en el tiempo. Eso lo debería haber dicho en dictadura”, aseveró Berríos.

(RD/Agencias)

*Fuente: Periodista Digital

Artículo publicado en Noticias y etiquetado , , , . Puedes guardar el enlace permanente para futuras consultas.

Política de comentarios

  • Por favor, sé breve.
  • Los comentarios no relacionados con el tema del artículo no serán publicados.
  • Si deseas publicar tus textos, por favor envíalos a nuestro correo redaccion@piensachile.com y nos pondremos con contacto contigo.
  • jose garcia peña

    Aquí sí puede cada individuo hacer algo en beneficio de toda la
    comunidad. Dejando de ser creyentes se aprende a pensar sin necesitar
    a nadie que te diga lo que tienes que hacer y pensando, se aprende a que
    no se debe votar a los partidos de los delincuentes de derechas, aunque
    se disfracen de neoliberales siendo neocriminales.
    Todas las religiones han estado siempre y siguen estando al servicio de
    la criminalidad organizada y esto es lógico, porque las religiones fueron
    inventadas para imponerse criminalmente sobre la humanidad.

  • libertad joan

    Precisamente es lo que muchos de los creyentes pensamos, que lo mismo que hizo la política chilena por años,ese alejamiento y cercanía de compra-votos sólo para las elecciones con el pueblo ciudadano , es lo que ha sucedido con la iglesia católica , las cúpulas se han alejado de la feligresía , pensando que somos un rebaño que sigue ciegamente a sus pastores,pensando que nuestra masa crítica no funciona para criticar la élite de la iglesia católica, pensando que todos los abusos asimétricos a los menores han sido pequeños casos aislados, restándole la debida importancia moral, que estos abusos trajeron para la iglesia católica. Hoy, por el siglo en que vivimos , por ese destello de posmodernidad las personas creen en miles de cosas diferentes, la iglesia católica ha pasado a ser una más de esas diversidades. Aquella Trinidad en la que aún creemos algunas y algunos, ha sido nuevamente atravesada por la lanza que hirió de muerte al Jesús Crucificado . Y ahí está la Iglesia católica herida en sus cimientos, se levanta a veces, le curan sis heridas, los millones de personas que hacen el bien,pero luego cae nuevamente con los millones de pecados que provienen más de la curia vaticana que, desde nuestra propia naturaleza,como feligreses. ¡ Cuánta razón tiene el padre Berrios !

  • olga larrazabal

    Libertad, comparto totalmente tu punto de vista. Así los millones de personas de buena voluntad que no tienen cargos en ninguna jerarquía, son opacados por sacerdotes y obispos que literalmente se pasan todo lo que Jesús propició, por el forro de la sotana.
    Pienso que la Iglesia Católica debiera, de partida, suprimir todas las sectas que se desarrollan a su alero, y que han demostrado ser dañinas. La gente que quiera vivir bajo un cura sectario, que se separe y funde su religión. Opus Dei, Legionarios, Sodalicios y otro personajes, están mejor en otro lado.
    Además debiera darle poder a los bautizados, solteros o casados, hombres y mujeres, para organizar el culto, y no tener una casta de célibes, que se arranque con los tarros, haciendo maromas sexuales por su cuenta al alero de la institución. Si el Pueblo de Dios son todos los bautizados, y según Pablo de Tarso, hombres y mujeres, judíos, griegos, romanos y paganos sin distinción, el mantener las categorías sacerdotales como casta del Imperio Romano, que cayó en su totalidad hace más de 500 años, es hacerle un saludo a un pasado que se fue.