Comunicado de presos políticos mapuche desde la cárcel de Temuko

COMUNICADO PÚBLICO DESDE LA CÁRCEL DE TEMUCO

Frente a la situación que se ha ido dando en todo los que significa el movimiento mapuche en el Wall Mapu, planteamos los siguientes puntos a reflexionar y abordar:

Necesariamente, debemos recordar las crueles formas de invasión, donde hemos sido afectados como pueblos y naciones indígenas en el mundo; precisamente significa masacres, despojos, empobrecimiento forzoso, tanto espiritual como socioeconómico.

Ahora bien, si hoy los distintos actores de la sociedad se preguntan ¿Qué relación tienen las reivindicaciones mapuche con el cristianismo?

Es altamente relevante tener claro y hacer memoria histórica, que es el corazón y todo surge en los sectores económicos que mandataron a evangelizar, colonizar, con el concepto de Dios, a oprimir, depredar, domesticar, minimizar y luego dominar, atemorizando a la humanidad en el mundo con su Dios castigador.

En el caso particular de nuestro Ngulumapu (país mapuche), desde la llegada de los servidores de la Corona de España, se debe a que la Cruz – la Biblia – El Vino y la Espada fueron y continúan siendo las principales armas en la invasión como la esclavitud, la manipulación; además, la satanización de todas las autoridades espirituales mapuche y a todos quienes se rebelan y luchan por sus derechos individuales como colectivamente, en contra del capitalismo.

Son fuertes y claros los ejemplos de cómo se castiga a los distintos luchadores sociales; en el caso de la causa mapuche de cómo se persigue políticamente, por la resistencia, hasta reestructurar nuestro pueblo nación, derechos que continuaremos refortaleciendo a través de las distintas acciones, como reocupando y controlando el territorio ancestral en autonomía y llevándose a cabo, en distintos Lof Mapu; como en todos los wixan mapu, hasta la restitución total, estableciendo el equilibrio espiritual con la Madre Tierra y la naturaleza, desde nuestra propia creación espiritual mapu-che.

Y por otro lado, los invasores colonos, que aún mantienen usurpados nuestro territorio, que más encima se dan el lujo de exigir tranquilidad, llamando la famosa “Paz en La Araucanía”. Pero al mismo tiempo, solicitan e incentivan la violencia, llamando más fuerzas policiales, militares, en lo que significará continuo asesinato a nuestros hermanos mapuche, en el interior de las comunidades.

Esas actitudes matonescas y dictatoriales de los actores invasores, como usurpadores, que forzosamente intentan –a toda costa– defender sus intereses económicos, como son los latifundios transnacionales, forestales, etc… capitalismo destructor, neoliberal, concediendo a su Dios del dinero, no más son su esencia de ser que lo traen importado desde sus antepasados, y sin cargo de conciencia de las atrocidades cometidas históricamente.

Cabe señalar las fuertes represalias que ejerce el hoy formado como Estado Chileno, a través de sus delincuentes políticos, que se lo pasan robando y sobornando, como buenos políticos corruptos, y reconocidos, por sobre todo aquí en la IX región, la cual les da la bienvenida. Sólo con algunos infiltrados mapuche como no mapuche, generando violencias de perturbación, obstáculos, como criminalizando a muchos dignos y claros luchadores con sus objetivos por su pueblo.

Recordando también las malas prácticas de sus agentes mercenarios de las distintas instituciones, como policías, siendo los principales asistentes del poder judicial del Estado Chileno, y violando su primer mandato, que es proteger y velar por la seguridad del dinero por sobre la protección y conservación de todas las vidas del orden natural, en el Wall Mapu.

A todas luces, como primer ejemplo, los continuos asesinatos de los hermanos mapuche, y luego las constantes persecuciones, encarcelamiento por parte de los sectores económicos del Estado ha significado cuantiosas sumas de empobrecimiento, así mismo cuantiosas sumas de endeudamiento por parte del Estado Chileno frente a nuestro pueblo nación como indígenas a nivel global.

En cuanto a la situación carcelaria.

Nos privan de libertad a los pertenecientes al pueblo indígena en el Wall Mapu, después de los despojos, aislamiento, reducción de los espacios físicos, dejando inhabilitados en su sustento económico, tantos, como sus costumbres de vida, arraigo territorial, etc.

El Estado y su capitalismo, colonialismo, evangelización, son las causales responsables de llevar a cometer errores, a la mayor parte de nuestros hermanos mapuche como indígena, que posteriormente se privan de libertad.
Agregar que las grandes y dolorosas injusticias que viven miles de familias por causa de sus seres queridos, a quienes no sólo se priva de libertad sino también les prohíben ejercer sus derechos, hasta lo más básico de un ser humano.

Señalar también que, es precisamente al interior de la institución del Estado, como es Gendarmería de Chile, sus propios agentes son los responsables de generar tensiones, resentimientos, odios y rencores hacia la sociedad, suponiendo que esta institución forma parte importante del país, de lo que significa en el incentivo a la reinserción social de los humanos privados de libertad.

Sin embargo diariamente se ejerce todo tipo de torturas, violando todos los derechos humanos por parte de los funcionarios. Con todas incoherencias entre su supuesta formación y su ejercicio laboral, injustificadamente.

A esto recordando los tratados internacionales ratificados por Chile y establecidos por la Constitución Política de la República. Son la herencia de la dictadura militar y sus torturas y tratos crueles e inhumanos, asesinatos en manos, como por incentivos de los mismos gendarmes, esclavitud y fuertes círculos viciosos de corrupción, los continúan ejerciendo en estos establecimientos penales en el país. Si esto sigue, es porque no ha existido aún ningún organismo serio, comprometido y que realmente cumpla con su rol, y que sea externo a Gendarmería de Chile, para que este órgano represor pueda ser observado y supervigilado permanentemente.

En paralelo, debe también Gendarmería de Chile dar a conocer y fundamentar mejor el por qué de la reincidencia de los usuarios intrapenitenciarios. Y sin olvidar que el funcionamiento institucional del Estado, y por sobre todo, en el Poder Judicial de “quien miente mejor obtiene la ganancia”, es el motivo de haber numerosos inocentes encarcelados injustamente, sin perjuicio de las mentiras viciosas de los fiscales, y por lo demás, cuando hay influencia política y económica.

Por lo tanto, ante todo lo señalado, les exigimos conjuntamente con todos los miembros pertenecientes al pueblo mapuche e indígena privados de libertad al Estado Chileno, a cumplir con sus deberes y obligaciones, en garantizar, respetar, nuestros legítimos derechos como es el tratamiento y encarcelamiento distinto a todos nuestros hermanos y hermanas mapuche e indígenas, en todas las cárceles del país, considerando nuestras características propias, espirituales, culturales, sociales, económicas, y el arraigo familiar como territorial, ante esta exigencia, para avanzar así una pequeña parte de reparación por todos los daños causados, histórica como actual al pueblo nación mapuche e indígenas en general.

De antemano, dejaremos en manifiesto frente a la sociedad, que estamos expuestos a cualquier continuo, y formas de represalia y montajes de los mismos agentes del Estado. Pero por la causa amplia y justa, tenemos el deber a cada uno de nosotros, seguir avanzando en forma conjunta con más fortaleza, por la lucha y resistencia, dignamente por el pueblo nación mapuche, y los pueblos indígenas, tanto por todos los pueblos oprimidos, descolonizando, expulsando todo tipo y forma de invasión capitalista, como evangelización en todo el Wall Mapu.

Mandamos un saludo a los pu peñi que fueron allanados en el Lof Lleupeko Wenteche este 29 de mayo, haciendo hincapié en la constante persecución que ha sufrido José Córdova, por ser hermano de un machi que alza la voz por reivindicación de espacios territoriales, haciendo un llamado a las comunidades en resistencia en Wallmapu a reaccionar con libertad de acción por esta detención.

Finalmente, enviamos un cordial saludo con el profundo respeto y consideración, a todas las comunidades y sus integrantes en resistencia en Lafken Mapu, pikun Mapu, Willi Mapu, Pewen Mapu, Puwel Mapu, como a sus weichafe.

También la solidaridad y la preocupación hacia los hermanos y hermanas heridos por la represión del Estado Chileno, como forma de respuesta a nuestra demanda como pueblo.

De la misma dimensión de respeto y consideración a todas y todos los ex presos mapuche como no mapuche por la causa mapuche, tanto como lucha social.

Y los actuales privados de libertad, al peñi Cristian Levinao, le enviamos Fenxen Newen, por su reciente y lamentable pérdida de su madre, en la cual tampoco se les respetó sus garantías, dentro de lo limitado de su privación de libertad.
El amplio llamado a todos los Lonko – machi – weychafe – werken –Puwenxu – Pu domo – Kom Lof Wall mapu mew mulelu, puche.

A todos los familiares de los privados de libertad, como de detenidos desaparecidos, distintas organizaciones, estudiantes, profesionales, observadores de derechos humanos nacional como internacional.

A concentrarse a abordar la situación carcelaria a nivel nacional, y como en particular por el tratamiento y encarcelamiento distinto a todos los hermanos y hermanas mapuche e indígenas privados de libertad, independientemente la acusación o condena.

Marrichi wew amulepe Inkañpe mapun

Desde el Centro de Cumplimiento Penitenciario de Temuko, IX región, les saluda afectuosamente a ustedes,

Machi Celestino Córdova, Lof Lleupeko Wenteche
Lonko Víctor Marilao, Lof Püxe Lawe,
Guido Carihuentro, Lof Wiliw Mapu,
Felipe Durán Ibáñez
Mapuche y no mapuche privados de libertad por la causa mapuche.

 

Wallmapu Futa Trawun 

Artículo publicado en Declaraciones y etiquetado , , , , , , , . Puedes guardar el enlace permanente para futuras consultas.

Política de comentarios

  • Por favor, sé breve.
  • Los comentarios no relacionados con el tema del artículo no serán publicados.
  • Si deseas publicar tus textos, por favor envíalos a nuestro correo redaccion@piensachile.com y nos pondremos con contacto contigo.