Los negocios rifleros, los lobistas y el tráfico de influencias

En Chile se llamaban rifleros a aquellos personajes que tienen la idea de un negocio rápido, generalmente basado en un tráfico de influencias entre la parentela, compañeros de colegio o de universidad, compañeros de farra, amigos de fútbol, y cobran por esa idea y por los contactos que logran.

La parte del tráfico de influencias, ahora se llama “lobby” y los norteamericanos le han dado patente de profesión.  Y en Chile, donde todo se hace por amistades y parentelas, ha florecido como callampas después de la lluvia, pues sale más rentable que ser Ingeniero, y para eso hay que tener puntaje en la prueba y cerebro.

A ella se han dedicado los hijos de los políticos, los ex políticos, los mariposones de sociedad sin dinero, y muchos que no estudiaron ciencias duras en la universidad, y que lo único que pueden ofrecer es su personalidad social.

Cuando había que hablar con  un funcionario de esos cuadrados que suelen existir en la Administración Pública y que obstaculizan cualquier negocio legal porque es su modo de demostrar poder, o necesitaban ser aceitados, el riflero era contratado para este servicio.

Y siempre era mal mirado por aquellos que contratan sus servicios, igual que a las prostitutas.

La manera de aceitar a un funcionario público, generalmente mal pagado, que lo único que tiene que hacer es llevar un papel de una oficina a otra, u ordenar los papeles por prioridad de atención, es con un regalito.

A una secretaria se le hace una atención simpática, por atenderte y llevar la petición al escritorio del jefe.  O a un funcionario del Poder Judicial, por ayudar a encontrar la carpeta del juicio en ese infinito desorden que se produce en los juzgados.  Incluso por perder la carpeta del juicio, y así retrasarlo.  Es humano y sucede.

Hay personajes importantes como los Directores de Obras Municipales. Ellos deciden lo que se puede o no se puede hacer con un predio, según el criterio comunal, o las necesidades, o las normativas municipales vigentes o las normas del país.

Este tipo de personaje tiene un poder, junto con el Alcalde, que es un peligro para la salvación de su alma.  Suele ser el eslabón débil de la cadena.  Así vemos que periódicamente se producen conflictos entre los vecinos de una comuna y las industrias contaminantes, los vertederos, y los cambios de uso del suelo.

Hay otros personajes como los Jueces, los Parlamentarios, los Ministros, que llevan el timón de este buque que es el país, y que sería muy mal visto que fueran venales y comprados para tomar decisiones que beneficien a países extranjeros, a partidos políticos que representen a un mínimo de la población, a amigos, a familiares, a los ricos y poderosos del país, a costa de la mayoría ciudadana.

Desgraciadamente los conceptos de Política y Democracia han ido cambiando sutilmente y quizás la actual generación de políticos y altos funcionarios de gobierno crean que están en su derecho de representarse a sí mismos y no a los electores.  Y aquí tiene que producirse una aclaración de conceptos, y debería de existir alguna instancia pública que estuviera permanentemente reflexionando sobre nuestro sistema de gobierno y sus exigencias.

Mientras haya un nudo de decisiones poderosas que no esté normado y controlado en varias instancias, y no existan normas claras para su resolución es decir ésta sea discrecional, se van a producir situaciones de coima, soborno, lobby, tráfico de influencias o corrupción y los rifleros que sacan negocios del aire proliferarán.

Y en Chile hay muchas cosas que no están normadas y son discrecionales y sin control y hay mucha gente poderosa que prefiere que las cosas sean así, ya que con dinero se obtiene  lo que se quiere aunque sea una falta de respeto para la comunidad.

Y aunque exista una institucionalidad que parezca que tiene un orden de funcionamiento, en muchas materias el dinero y el poder transgreden ese orden imponiéndose por sobre las leyes escritas y las convenciones no escritas.

Ese tema de que” hay cosas que un caballero no hace”, es bastante relativo, y si la sociedad considera “caballero” a alguien solamente porque tiene dinero, y le da al caballero privilegios que no concede al Estado Llano, créanme que todos van a querer tener dinero para tener el poder y los privilegios.  Y esto es un sistema recursivo que se alimenta de si mismo.

Hasta hace poco, no sé cuando cambió, nadie había armado un escándalo por ese tráfico de influencias.  A lo más se hablaba del tema en corrillos sociales. Y la verdad es que siempre ha existido, y en cantidades abundantes.

Es cosa de ver las maravillas que se pudieron hacer con Notarios amigos en tierras indígenas, por ejemplo, o los dueños de fundos circundantes a las ciudades con sus parientes Ministros.

Me llama la atención y me parece bien que se comience a normar el tema y a sancionar a los funcionarios que se dejaron corromper y a sacar a flote lo que existía para callado.

Lo que no me parece bien, es usar este nuevo entusiasmo de la prensa y de los medios en general por denunciar lo que no han denunciado en 200 años, para destruir la imagen presidencial.

La venganza y el ensañamiento no son buenos consejeros para destruir nuestras instituciones. La Sra Compagnon es una riflera común y silvestre, con altas conexiones que ella usó en forma indiscreta y que quizás jamás le dieron su nombre para ser usado. Pero los que trataron con ella, sabían perfectamente lo que era y se expusieron a usar esa conexión, por si acaso les resultaba el negocio, y si perdieron fue porque su ambición fue mayor que su sentido común o su condición de “caballeros”.

No discuto la responsabilidad legal por ser dueña de un negocio que usó boletas falsas para disminuir utilidades ante Impuestos Internos. Pero ella no tiene cargos políticos, y no es la más grande deudora de impuestos en Chile, ni ha defalcado al Estado durante muchos años, y ha hecho lo que la mayoría de los empresarios hizo para disminuir utilidades. Con la diferencia que estas iban para su bolsillo y no para financiar, sobornar o cooptar a políticos o quizás si, pero no a la escala que hemos visto en SQM, por ejemplo. Ella es una Pyme del rifleo, los otros son Grandes Empresarios del mismo.

El que la sienten en el banquillo y la señalen públicamente, se debe a que es la nuera de la Sra Bachelet que no creo que haya participado de estos negocios y no tiene nada que ver en el tema.   Se olvidan de que cada político incluso los Presidentes de Chile tiene su propio talón de Aquiles en su familia, y la prensa los ha acallado rápidamente.

Es solamente la venganza y la necesidad de destrucción que tiene un grupo de personas ante los anuncios de reformas y necesitan igualarla a los grandes lobistas y deudores de Impuestos Internos, cosa que no es verdad.

Y conste que no me gusta el gatopardismo de la Sra Bachelet ni su facilidad para subirse a los tanques tanto en el país como en el extranjero.

La banalidad de la prensa, que es capaz de poner en primera plana los amores y vicisitudes matrimoniales de un actor y una modelo, se presta para este tipo de juegos que no son serios, porque no van a la raíz del asunto que es pensar en nuestras instituciones, en nuestras leyes y normas, en nuestros controles y en general en nuestro destino.

Enero 2016

Artículo publicado en Opinión y etiquetado , , , , , , , . Puedes guardar el enlace permanente para futuras consultas.

Política de comentarios

  • Por favor, sé breve.
  • Los comentarios no relacionados con el tema del artículo no serán publicados.
  • Si deseas publicar tus textos, por favor envíalos a nuestro correo redaccion@piensachile.com y nos pondremos con contacto contigo.
  • casandra

    Enternecedora su defensa de la Bachelet, ya que a mi modo de ver se merece todo lo ocurrido, ya que no es más que un títere que ahora llora y se victimiza. Más debiera llorar por la herencia que está dejando, si después de firmar el TPP el Parlamento corrupto lo apueba.

  • olga larrazabal

    http://www.elmostrador.cl/noticias/opinion/2016/02/01/los-riesgos-del-tpp-para-la-soberania/

    En el artículo se puede leer: “Hay otros personajes como los Jueces, los Parlamentarios, los Ministros, que llevan el timón de este buque que es el país, y que sería muy mal visto que fueran venales y comprados para tomar decisiones que beneficien a países extranjeros, a partidos políticos que representen a un mínimo de la población, a amigos, a familiares, a los ricos y poderosos del país, a costa de la mayoría ciudadana.”

    Considero que esto es lo grave. Aprobar el TPP y ceder nuestra pobre soberanía por nada. A menos que le tengamos miedo al ZIKA . Lo del hijo y la nuera parece un mensaje publico para que los que toman las decisiones, la presidenta y el congreso, sepan que nadie está libre de la venganza de los dueños del mundo que quieren obligarnos a bailar al son de su música.. Pero las personas que ven estos montajes mediáticos y quieren sangre no diferencian entre un Novoa y una Compagnon y la diferencia de sus responsabilidades y la magnitud en pesos de los delitos, y se concentran en el escándalo. Y mientras esté en vacaciones viendo el Festival y los escándalos, puede que se apruebe el TPP entre gallos y medianoche y sin oposición ciudadana.