Opinión frente al proyecto de Instituto de Derechos Humanos

Los abajo firmantes, todos trabajadores del Programa de Derechos Humanos del Ministerio del Interior, manifestamos nuestra mayor preocupación a la Presidenta de la República, a los parlamentarios y a las agrupaciones de derechos humanos respecto a las indicaciones sustitutivas del Proyecto de Ley que crea el Instituto Nacional de Derechos Humanos, aprobadas anteayer por el Senado.
El nuevo texto suprimió la facultad que entregaba el artículo 4 número 7 del proyecto aprobado por la Cámara de Diputados, para “deducir querella y ejercer las demás acciones legales respecto de hechos que sean constitutivos de crímenes de genocidio, de lesa humanidad y de guerra. La misma obligación recaerá sobre los crímenes y simples delitos que deban ser investigados y sancionados según los tratados internacionales ratificados por Chile que se encuentren vigentes”.
También se le quitó la obligación – establecida en el número 8 de este artículo- de hacerse parte o coadyuvar en los procesos criminales relacionados con causas de detenidos desaparecidos de conformidad a lo dispuesto en la Ley 19.123.
De acuerdo con lo anterior el Instituto no tendrá la facultad de actuar judicialmente.
El ministro Viera-Gallo ha expresado a la Agrupación de Familiares de Detenidos Desaparecidos y a la opinión pública: “eso no nos preocupa, porque respecto a los juicios pasados está el Programa de Derechos Humanos”.
Sin embargo, de acuerdo al texto aprobado no es posible que el Programa de Derechos Humanos pueda seguir actuando en los juicios. Este Programa ha operado como continuador de la  ley 19.123 ejerciendo acciones judiciales como parte, en virtud de los artículos 2° y 6° de esta ley, lo que no podrá seguir haciendo porque ya no será el continuador de la Corporación Nacional de Reparación y Reconciliación; sino que lo será el Instituto de Derechos Humanos, el que –según la historia fidedigna de la ley- no estará facultada para actuar en los juicios. (Ver Artículo 4 N° 5).
A mayor abundamiento, el texto aprobado señala que le corresponderá especialmente al Instituto “Custodiar y guardar en depósito los antecedentes reunidos por (…) el Programa de Derechos Humanos dependiente del Ministerio del Interior”.
En la práctica es y ha sido el Programa de Derechos Humanos el organismo que sostiene la acción penal en la inmensa mayoría de las causas en que se persigue la responsabilidad penal de los violadores de derechos humanos, respecto de los detenidos desaparecidos y ejecutados políticos sin entrega de restos.
Por tanto, dado que el Programa de Derechos Humanos no podrá seguir efectuando sus funciones y que el Instituto no tendrá facultades para accionar judicialmente, es claro que este proyecto favorece a los defensores de los violadores de derechos humanos, ya que deja fuera de los procesos al organismo que está dando movimiento y haciendo seguimiento a las causas. El proyecto, para los violadores de derechos humanos, es tan favorable como el decreto ley de amnistía ya que posibilita la impunidad impidiendo que desde el Estado se persiga en los tribunales de justicia la responsabilidad criminal de los agentes.
Resulta paradójico, contradictorio y decepcionante que el futuro Instituto Nacional de Derechos Humanos pudiera facilitar la impunidad. No nos oponemos a su creación, sino a que sea un organismo que prive a los familiares de las víctimas y a la sociedad de obtener la anhelada verdad y justicia.
Santiago, 07 de septiembre de 2007
Firman:
Sonia Arnal Morey                                     
Olga Bascuñán Parraguierre
Alma Barahona Cancino                             
Joseph Bereaud Barraza                             
Rosemarie Bornand Jarpa                          
Rodrigo Cortes  Muñoz                             
Cristián Cruz Rivera                                   
Karinna Fernández Neira                            
Magdalena Garcés Fuentes                         
José Antonio Guerrero Uriarte 
Ximena González Vergara                          
Humberto Lagos Schuffeneger                            
Yheni León Bohórquez                              
Jaime Madariaga De la Barra 
Marta Madrid Acevedo                              
Isabel Maturana Villagra                             
Loreto Meza Van den Daele                       
María José Middleton Humeres                           
María Eugenia Miranda Brossard                
Hugo Montero Toro                                   
Cecilia Noguer Fernández                          
Boris Paredes Bustos                       
Patricia Parra Poblete                                 
Wladimir Riesco Bahamondes 
Isabel Rojas Zepeda                                  
Norma Rojas Pizarro                                 
Luis Romeo Canibilo                                 
Enrique Ross Leiva
Eduardo Saavedra Díaz                             
Gladys Vásquez Parra   
Agustín Villalobos Molina   

* Fuente: enviado a PiensaChile por el periodista Pedro Alejandro Matta
Artículo publicado en Declaraciones. Puedes guardar el enlace permanente para futuras consultas.

Política de comentarios

  • Por favor, sé breve.
  • Los comentarios no relacionados con el tema del artículo no serán publicados.
  • Si deseas publicar tus textos, por favor envíalos a nuestro correo redaccion@piensachile.com y nos pondremos con contacto contigo.